AGENCIA REFORMA / NTRZACATECAS.COM
AGENCIA REFORMA / NTRZACATECAS.COM

CIUDAD DE MÉXICO.- Establecer un precio máximo de gas LP generaría un mercado negro, desabasto en algunas regiones por falta de inversión y mercado negro, de acuerdo con la Comisión Federal de Competencia (CRE), expertos en competencia y distribuidores del energético.

La Cofece explicó que si la Comisión Reguladora de Energía fija precios máximos al gas LP, es contrario al mecanismo establecido en la Ley de Hidrocarburos.

La Secretaría de Energía busca el aval de la CRE para una «Directriz de Emergencia para el Bienestar del Consumidor».

El organismo antimonopolios dijo que antes de establecer un tope se requiere una declaratoria de ausencia de condiciones de competencia por parte de la Cofece.

Alejandra Palacios, comisionada presidenta de la Cofece, aseguró que no se pueden topar precios en lo inmediato hasta que se concluya una investigación iniciada el pasado 31 de mayo.

«La regulación de precios podría ser una medida conveniente de corto plazo, siempre que el debido proceso marque la inexistencia de condiciones de competencia y la CRE actúe en consecuencia. Pero esta determinación aún está en análisis», opinó.

La Asociación Mexicana de Distribuidores de Gas LP y Empresas Conexas (Amexgas) alertó de una reducción en la cobertura por menores inversiones, lo que incluso daría paso a un mayor consumo de leña, así como a la estimulación del mercado ilícito.

«Se estimularía la participación de gas de procedencia ilícita adueñándose de más mercados mediante zonas de reparto controladas», dijo la Amexgas.

Los distribuidores señalaron que el precio tiene 3 componentes: precio internacional, costo de distribución y costos regulatorios.

«Los tres componentes se han incrementado impactando al precio al consumidor, pero no son las empresas distribuidoras las responsables», aseguró la asociación.

Miguel Flores Bernés, ex comisionado de la Cofece, aseguro que fijar precios máximos distorsiona el mercado.

«Si impones un precio oficial en un área donde sí hay competencia, vas a distorsionar el mercado porque el precio que fijes no va a ser el del mercado, si lo fijas muy alto, los consumidores van a terminar pagando más, si lo fijas muy bajo, los productores no van a querer abastecer en esa zona a ese precio, entonces se va a crear un mercado negro o desabasto», señaló.

Daniel Salomón, especialista en Derecho energético, comentó que las acciones de la Sener se contraponen con lo establecido en una ley, derivada de reforma energética, que buscaba una liberación y condiciones de competencia en el mercado.

«La Sener quiere interpretar que existe una condición de emergencia, que no existe un acceso efectivo para todos en igualdad de circunstancias», dijo.


Los comentarios están cerrados.